miércoles, 20 de febrero de 2013

El negocio de los nuevos contadores de telegestión encuentra piedras en su camino

El negocio de los nuevos contadores de telegestión encuentra piedras en su camino
Publicado por Miguel Jara el 19 de febrero de 2013
Las compañías eléctricas ya están instalando los nuevos contadores de telegestión, también llamados “inteligentes” (para lo que quieren claro, pues pueden errar en la factura hasta en un +488%) o inalámbricos. Tienen tiempo pues el Gobierno les ha favorecido con la imposición vía Real Decreto y la fecha de conclusión de la “Operación Contador de telegestión” es 2018.
En los Estados Unidos (EE.UU.) comenzaron a instalarlos hará unos dos años y está produciéndose un desastre de salud pública. Un juez de Colorado (Estados Unidos), incluso, ha dictaminado que los contadores de telegestión de una compañía eléctrica no demuestran ningún beneficio para el usuario. Me temo que una de las posibles soluciones pasa porque ayuntamientos comprometidos con la salud de sus vecinos preparen ordenanzas en las que se anteponga el principio de precaución.
Al menos hasta que las empresas eléctricas demuestren que tienen pruebas científicas de que no existe ningún efecto dañino sobre la salud humana, algo que por ahora no ocurre. Además de los problemas con la info en salud también necesitamos que se aclaren posibles estafas que han tenido que ver con los “anteriores” contadores, los mecánicos.
En StopSmartMeters.org podéis encontrar buena info e ideas para la “insumisión contadora”. In Spain hemos comenzado una campaña gracias al grupo de personas que ha decidido invertir salud y dinero en ello. El lunes cerramos la contabilidad y existe viabilidad para hacer un estudio jurídico y técnico profundo sobre el asunto que sirva como base para las acciones a realizar.
Estamos en ello. Por supuesto no es un proyecto cerrado sino sólo el comienzo de un camino juntos. Más info en el enlace anterior y en bufeteram@bufeteram.com
Se están presentado demandas judiciales en los Tribunales de EE.UU., suele ser personas que no eran sensibles a los campos electromagnéticos y los después de la instalación de los contadores sí que comenzaron a tener molestias y a enfermar.
Huelga escribir que más vale prevenir que curar y que es mejor intentar intervenir durante el proceso de implantación, antes de que nos instalen esta tecnología, que después.
Por lo pronto, en nuestro país, la mayor compañía eléctrica Endesa, la de los errores de factura del +488%, embarga las ayudas de la Junta de Andalucía al Asilo de los Ángeles, la única institución benéfica de acogida de ancianos de Málaga. Podéis firmar la petición de change.org al respecto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario