domingo, 21 de julio de 2013

La plantilla de las eléctricas se ha reducido un 10,39% desde 2007.

La plantilla de las principales compañías eléctricas que operan en España (Endesa, Iberdrola, Gas Natural Fenosa, E.On y EDP) se ha reducido en un 10,39% en los últimos cinco años.
En 2007, estas compañías empleaban a un total de 162.205 trabajadores, mientras que cinco años después la plantilla de las eléctricas se redujo hasta los 145.341 empleados, según datos recogidos por Servimedia de las propias empresas.
Todas las compañías presentan pérdidas de puestos de trabajo en sus cómputos globales a excepción de Iberdrola, que sube un 19,6%, y la portuguesa EDP, que asciende un 3,1%.
En el caso de Endesa, la eléctrica que preside Borja Prado empleaba en 2007 a 27.019 personas y cerró el ejercicio con 2.675 millones de beneficio. En 2012, la compañía redujo su plantilla hasta los 22.995 trabajadores (-14,8%) y su beneficio cayó hasta los 2.034 millones (-23,9%).
Por su parte, la eléctrica que preside Ignacio Sánchez Galán cerró 2012 con 31.338 trabajadores, lo que supone un 19,6% más, ya que en 2007 empleaba a 26.196 trabajadores. Su beneficio neto en 2007 fue 2.353,73 millones de euros, cifra que ascendió hasta 2.841 millones (+19,59%) en 2012.

En el caso de Gas Natural Fenosa, la plantilla en 2007 era de 19.570 trabajadores, que resultan de la suma de los empleados de la gasista con los de la antigua Unión Fenosa. Tras la fusión en 2009, la plantilla de la compañía que preside Salvador Gabarró fue de 17.270 trabajadores el año pasado, lo que implica una reducción del 11,7%.
Por su parte, el beneficio neto en 2007 (sumando Gas Natural y Unión Fenosa) era de 1.945,8 millones, mientras que en 2012 cerró con 1.441 millones, un 25,9% menos.
La multinacional alemana E.On tenía en 2007 una plantilla de 87.815 personas, que se ha visto reducida en un 17,9%, hasta los 72.083 que tenía en 2012. En concreto, en el caso de España la plantilla de la energética ha caído un 5,3% desde que se asentara en 2010 con 1.310 trabajadores, tras hacerse con el negocio de Viesgo. En 2012, la plantilla en España era de 1.240 trabajadores.
Por último, la portuguesa EDP, que en España se hizo con el negocio de Hidrocantábrico, empleaba en 2012 a 1.605 personas, cifra que se ha elevado un 3,1%, hasta los 1.655 empleados con los que cerró 2012.

No hay comentarios:

Publicar un comentario