domingo, 14 de julio de 2013

Las eléctricas pierden el juicio.

El juez da la razón al 'Robin Hood' que denuncia los abusos en la factura de la luz.
El ingeniero Antonio Moreno lleva casi veinte años denunciando abusos de las compañías eléctricas en España. Gracias a sus protestas, y solo en los dos últimos años, Moreno ahorró a todos los consumidores unos 500 millones de euros que nos habrían cobrado de más. Una de esas grandes empresas, Endesa, denunció a Moreno y le reclamó 50.000 euros porque “había lesionado su honor”. También pedía que se ordenara el cierre de la página web donde el hombre, un jubilado que cobra 980 euros de pensión, expone sus denuncias y ayuda a otros consumidores.
"Debe prevalecer la libertad de expresión del demandado”. Manuel Pérez Echenique, titular del juzgado número 86 de Madrid, dictó esa sentencia el pasado 18 de diciembre. El juez rechazaba así todas las peticiones de la multinacional eléctrica Endesa, que había reclamado 50.000 euros de indemnización más intereses al ingeniero jubilado Antonio Moreno Alfaro, extrabajador del sector y que lleva casi veinte años denunciando diferentes abusos de las compañías eléctricas que repercuten en la factura que pagan los ciudadanos. El juez considera “indudable” que las denuncias realizadas por Moreno tienen relevancia pública o interés general, recoge “la falta de puesta al día en la facturación de la tarificación eléctrica” y recuerda “las fuertes tensiones creadas en la opinión pública española” sobre los constantes aumentos en el recibo de la luz.
Aunque admite que Moreno utiliza a veces palabras duras y hasta desproporcionadas, asegura que el fin es criticar, no imputar, y el juez también rechaza la pretensión de Endesa de que Moreno tuviera que cerrar la página web (www.estafaluz.es) abierta en junio de 2008 y donde últimamente expone sus denuncias, además de ofrecer una ventana para ayudar a otros consumidores a detectar y denunciar abusos en sus recibos de la luz (en estos días asesora sin cobrar a casi 500 consumidores que le han pedido ayuda). También rechaza el juez que el ingeniero jubilado tenga que correr con los gastos de la publicación de la sentencia en los medios de comunicación que primero recogieron sus denuncias: las revistas interviú y Tiempo y el diario El País.

No hay comentarios:

Publicar un comentario